La Mesa Madrileña de Cooperación celebró ayer una mesa redonda sobre la situación de la población refugiada y su relación con la cooperación local para el desarrollo

publicado en: Actualidad | 0

P1030103Ayer la Mesa Madrileña de Cooperación organizó una mesa redonda en la que se evidenció la interrelación existente entre la cooperación para el desarrollo local y  la crisis con la población refugiada. La Escuela de Relaciones Laborales de la UCM fue el lugar elegido para acoger este evento enmarcado dentro de la Semana Contra la Pobreza.

El acto contó con la participación de Pilar Trinidad, profesora titular de Derecho Internacional Público y Relaciones Internacionales de la Universidad Rey Juan Carlos, y Juan Luis Revuelta, asesor del director general de Servicios Sociales e Integración social, quienes fueron los encargados introducir el tema. Posteriormente, los encargados de abrir el debate fueron Mónica Silvana, diputada del Partido Socialista en la Asamblea de Madrid, Alberto Reyero, diputado de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid, Ana Sánchez, UGT, y Pablo Martínez, Coordinador de la Plataforma 2015 y más.

La moderación corrió a cargo de Ángel Gil, Vicerrector de la URJC y representante de la CRUMA, y de Sonsoles García-Nieto, presidenta de la Mesa Madrileña de Cooperación y de la FONGDCAM.P1030101

A lo largo de esta sesión se estuvo dialogando en torno al derecho internacional de los refugiados y sobre el derecho a solicitar asilo, la importancia de actuar de manera coordinada ante estas situaciones, en donde no se puede dar lugar a la improvisación; las acciones que se está llevando a cabo desde la Comunidad de Madrid; y sobre la necesidad de recuperar las políticas públicas de cooperación y educación para el desarrollo como una herramienta eficaz de lucha contra la pobreza, la desigualdad y la justicia social.

La situación que se esta viviendo con la población refugiada se debe, en gran medida, a la falta de actuación en los países de origen. Retomando la reflexión realizada por Pilar Trinidad sobre la necesidad de actuar dentro de un marco de derecho internacional de los derechos humanos, más que sobre un derecho internacional de los refugiados, las administraciones públicas madrileñas no pueden seguir obviando el papel que juega la cooperación para el desarrollo en la resolución de conflictos y en la defensa de los derechos humanos a nivel global.

Comparte